Tres amigos elaboran la cerveza artesanal de San Alberto, Uspallata, que se fabrica con agua de montaña y se cocina con energía solar.

Hernán Scelzi, Kevin Castillo y Federica del Olmo son tres esquiadores que decidieron unirse para crear una cerveza artesanal llamada «Birrika» (una birra, dos veces rica) con un concepto totalmente montañés. Dos son los slogans que utilizan para darle cierre a su concepción «reza pa´que nieve» y «cooking for ride» que hacen alusión a la nieve y el ski.

Birrika cuenta con cuatro variedades: Belgian Blond, Porter, Irish Blond y la última, que fue incorporada recientemente, la Ipa. Hernán agrega: «fuimos probando algunas recetas y fueron las que más nos gustaron». La cerveza se elabora de forma autosustentable, en la montaña mendocina y «en un lugar energético perfecto» nos cuenta uno de ellos. «La fábrica está montada en un container, en el medio del campo a unos 15 km del centro de Uspallata, camino a Barreal (San Juan), en un lugar súper puro y limpio» dice.

Cada cerveza está muy bien pensada. Los dibujos de cada etiqueta son personajes característicos de la zona de Uspallata, los tres prototipos de mujeres que se encuentran allí. «La hippie a la que le pusimos Pepita, La Pistolera, La militar, que es la rubia curtida y La Paisana, quien sería la negra del monte» nos cuenta Federica, diseñadora del equipo.

Las cervezas se pueden conseguir embotelladas en The Nook, tirada en Brader Hops y de forma particular al 261.5080275 (Hernán). También cuentan con el servicio de barriles para eventos, cumpleaños, casamientos, etcétera. Próximamente van a inaugurar un pequeño bar que abrirá solo los fines de semana.

 

Artículos Relacionados