En la esquina de Juan B. Justo y Tiburcio Benegas este cafecito se asoma para atraer a los amantes cafeteros, y a los enamorados de la pastelería

¿Hay un mejor plan que empezar la mañana con un rico desayuno? Y mejor si salimos de casa… Algo así como un «plan» para cortar la semana o, por qué no, por el simple hecho de tomarse un rico café o tener una reunión fuera de la oficina.

La «nueva Arístides» de la Quinta es la calle Juan B. Justo. Allí se encuentra, en una colorida esquina, La Brioche. Sí, sí, un nombre que le dieron para hacer honor a los deliciosos y ligeros pancitos franceses de sabor dulce. Quizá porque se inspiraron en lo que dijo alguna vez María Antonieta: «Qu’ils mangent de la brioche!»¡Que coman brioche!»).

A punto de cumplir 20 años, esta empresa familiar mantiene la calidad y la atención intactas, siempre renovando para dar al cliente lo mejor de la pastelería y cafetería mendocina. Coca, su dueña, nos cuenta que La Brioche es un lugar armado por ella y sus hijos, que era su sueño tener una casa de té, algo así como un delirio que se convirtió en realidad. «En esa época (finales de los ’90) no había tantos locales como este», dice.

Coca es la que lleva adelante este pintoresco café y tiene experiencia en el trato con la gente: «El cliente diario es muy importante, uno tiene que cuidarlo y el mendocino es muy conservador cuando le gusta un lugar siempre vuelve».

La Brioche es ideal para, por ejemplo, comenzar la mañana tomando un cappuccino con una medialuna (¡son espectaculares!), o algunas de las cuatro promos que ofrecen. Si llegás al mediodía, no te puede faltar la brioche con jamón y queso, con verdura, a gusto del cliente. Si, en cambio, vas a la tarde, una opción es el jugo antioxidante de zanahoria, naranja y jengibre, con una porción cheese cake (el más pedido de la casa). Y al caer la noche, es recomendable un tostado con una deliciosa picadita y cerveza. También hay opciones para celíacos como medialunas, tostadas y cuadraditos dulces.

La propuesta gastronómica tiene una variada carta, así que si les gusta cafetear, esta es una riquísima opción. Abierto de lunes a lunes de 7 a 22, el salón cuenta con una capacidad para 40 personas, y una vereda con para disfrutar del sol mendocino, con lo cual se convierte en un sitio ideal para festejar eventos. Para los cumpleañeros, enamorados, padres y madres, La Brioche ofrece variados desayunos especiales en fechas especiales para llevar, cuyo precio ronda los $500.

El recomendado de INMENDOZA: ¡churros con chocolate caliente!

Artículos Relacionados