La empresa ubicada en Perdriel acaba de lanzar su nueva etiqueta Quimera Zonda. Fuimos testigo de su presentación en los preciosos jardines rodeados de viñas.

    El camino de tierra y viñedos vecinos -más el GPS- nos avisan que estamos arribando a Achaval Ferrer. Tras una pequeña curva ingresamos por un camino de antiguos olivos y llegamos a un jardín con magnífica vista a las montañas y al cauce del Río Mendoza.

    Allí en medio está la bodega, un edificio moderno y simple con ladrillos vistos y ventanales orientados al oeste que ofrecen una vista única a las plantaciones de vid y a la cordillera de Los Andes. La rodea un parquizado verde especial para disfrutar durante el verano y para degustar sus vinos de excelencia.

    La construcción está emplazada en la Finca Bella Vista, la que junto a las fincas Mirador, Diamante y Altamira completan los viñedos de Achaval Ferrer. 

    La bodega recibe la visita de cientos de turistas y mendocinos en sus acogedoras y cálidas salas de degustación, propicias para disfrutar una exquisita copa mientras se contempla el arte que ambienta el espacio.

    La empresa dedicada a la elaboración de vinos acaba de lanzar al mercado una línea de edición limitada, que nació en 2014 y se fue perfeccionando. Hablamos de Quimera Zonda, el vino fruto del ensamble de sus líneas más importantes: Bella Vista y Quimera.

    El winemaker de Achaval Ferrer, Gustavo Rearte, revela que el flamante producto está inspirado en el arte y en los momentos, y que conjuga a la perfección el carácter mágico de Quimera con la expresión elegante del Malbec centenario de Finca Bella Vista.

    El nuevo vino lleva por nombre Quimera Zonda, en alusión a la pintura del artista mendocino Marcelo Von der Heyde, Zonda, obra que se eligió para estar en la etiqueta de las 3600 botellas del nuevo blend de Achaval. «El cuadro lo hice en 2015; empecé a esparcir pintura y a medida que la trabajaba aparecía un viento, un huracán… al terminar la obra me di cuenta que representaba al zonda, al fenómeno clásico de Mendoza. Y ahora es un honor que mi obra de arte esté en lo que Achaval Ferrer considere su obra de arte», comenta el artista.

    Sobre Quimera Zonda

    La nueva creación de edición limitada de Achaval Ferrer presenta las siguientes bondades: frutado con notas picantes y de compleja estructura. Quimera Zonda es un blend de varietales y terruños que incluye Malbec, Cabernet Sauvignon, Merlot y Cabernet Franc, con 15 meses de crianza en barrica.

    En la previa de su lanzamiento oficial, obtuvo 94 puntos por parte de dos de los críticos más reconocidos del mundo: Tim Atkin y James Suckling.

    Bodega Achaval Ferrer. Dirección: Cobos 2601, Perdriel, Luján de Cuyo. Teléfono: +54 261-481-9205.