La diseñadora e interiorista Laura Lacroix describe los materiales y elementos de la naturaleza que inspiran sus creaciones para los ambientes del verano

Mar, campo, montaña, diferentes tipos de paisajes me estimulan para la creatividad. Azul marino, blanco, transparencias, crudos en las vestimentas.

La naturaleza en sus diferentes expresiones, el cielo despejado, los tierras de una montaña, los aguamarinas del mar, el sol radiante, los arenas de una playa, los verdes de los árboles y arbustos, las plantas en flor, conforman la paleta de colores de esta estación.

El objetivo principal es lograr ambientes relajados, que nos inviten al disfrute y el buen vivir.

Espacios cómodos para compartir con amigos y en familia, materiales nobles, un lenguaje claro y puro donde los excesos y las exuberancias quedan prohibidos.

La principal herramienta será la conexión con el exterior, que los cuadros no sean obras de arte sino que el arte se encuentre a través de un gran ventanal.

Con mi cámara fotográfica salí a caminar.

Estas son las tendencias que propongo para un verano 2018, para que nos afecten de manera positiva y donde el centro de la escena es lo natural.

*La autora es Interiorista en by Studio Lacroix

Artículos Relacionados