Los bizcochuelos o budines con fruta y verdura triturada tienen toda la vitamina de los vegetales. Son ideales para los pequeños de la casa y riquísimos para todos. Además, son muy fáciles de hacer.

    Zanahoria, manzana, naranja y hasta calabaza: todas estas frutas y verduras se pueden “esconder” en los bizcochuelos -o budines- , sin que los chicos se den cuenta. Quedan riquísimos, esponjosos y húmedos, y además de aportar vitamina C, tienen toda la proteína del huevo. Todos son facilísimos. Tomá nota.

    Naranjas: con el jugo adentro

    Es facilísimo hacerlo: el único detalle es que tenés que batir las claras antes para que el jugo de la naranja no deje el budín muy chato.

    Necesitás: 3 huevos / 200 gramos de azúcar (o 1 taza ) / 200 gramos de harina leudante (o 1 taza)/ ½ taza de aceite/ 3 naranjas

    Separá las claras de las yemas y batí las claras hasta que queden a punto nieve. En un bol aparte, mezclá las yemas con el azúcar.

    Exprimí el jugo de tres naranjas. A continuación, ese jugo mezclalo con las yemas y el azúcar. Agregá la harina, mezclá para que no queden grumos y al final poné las claras a punto nieve de forma envolvente. Cociná al horno a fuego moderado y ya está.

    Manzana

    También se usa la receta de el de zanahoria. Pero tenés que rallas dos manzanas grandes o tres pequeñas e incorporarlas a la mezcla.

    Banana

    Necesitás: 3 bananas maduras/2 huevos/½ taza de aceite/½ taza de azúcar/2 tazas de harina leudante/1 cucharadita de sal/esencia de vainilla.

    Licuar las bananas con los huevos y agregar la esencia de vainilla. Si no te gusta lo podés cambiar por cascaritas de limón. Después agregá el aceite, mezclá y la harina tamizada. Licuá todo. En un molde enmantecado al horno y listo.

    Calabaza

    Se prepara con los mismos ingredientes que el budín de zanahoria. La diferencia es que tenés que mezclar todo con una taza grande de calabaza cocida, y muy bien escurrida. Se le pueden agregar nueces y canela y queda delicioso.

    Zanahoria: dulce y rico

    Necesitás: 1 zanahoria grande / 2 huevos / 150 grs de azúcar (una taza chica)/100 ml de aceite /1 taza de harina leudante (si no, harina común y una cucharada de polvo para hornear)/Nueces (opcional)/Canela (opcional).

    Este budín es tan fácil que solo tenés que mezclar todo. Primero, rallá la zanahoria bien chiquita para que la textura después no se note -los chicos que no quieren verduras tampoco soportan la textura- . Después, poné las zanahorias, el aceite, el azúcar y la harina, si la podés tamizar mejor. Batí todo con batidora hasta que quede una pasta uniforme. Si les gustan las nueces, agregalas a la mezcla junto con la canela. Al horno a fuego medio. Está lista cuando metas un chuchillo y salga limpio.