La firma Balio S.A se quedó con la Medalla de Oro por su varietal Cabernet Sauvignon macerado al estragón. Conocé más sobre este producto alta gama.

Toda la vida del Licenciado Carlos A. Inchaurraga ha estado ligada a la industria vitivinícola, específicamente al rubro del vinagre. Su empresa nació en Maipú y con más de 25 años en acción, la fábrica se trasladó al Parque Industrial de Las Heras y es reconocida en el mundo entero.

Balio S.A. se encarga de la elaboración y venta de vinagre de vino a granel y también – y aquí su originalidad- de vinagre varietal Alquería, un producto de alta gama que hoy usan restaurantes de primer nivel.

«Los vinagres varietales no eran conocidos en el Código Alimentario Argentino y mi papá asesoró y formó a un grupo del código para que así pudieran avalar este tipo de productos. Lo mejor es que lo logró y ahora están incorporados», cuenta Natalia Inchaurraga, hija del fundador de la empresa y encargada de la gerencia comercial de la misma.

Según comenta, Carlos siempre anheló hacer «algo» con el fruto de nuestra tierra, específicamente con los vinos varietales y de allí fue que comenzó a experimentar con «el Cabernet Sauvignon, su preferido».

Y claro, con su cepa favorita se animó a probar la elaboración de estos vinagres únicos en Mendoza y le salieron a la perfección. Hoy Alquería presenta el varietal Cabernet Sauvignon, Cabernet Sauvignon añejado en Roble, Cabernet Sauvignon macerado al Estragón y el Cabernet Sauvignon macerado al Echalote. Además del vinagre de Torrontés y aceto balsámico.

«Primero se elabora el vinagre de varietal y luego se realiza el añejado y/o las maceraciones. En ésta se logran captar las sustancias de las hierbas que perfuman y se incorporan en una medida justa de aromatización y sabor», comparte Natalia.

Y tal es la excelencia del Vinagre de Cabernet Sauvignon macerado al estragón que ganó la medalla de oro en el IV Cata-Concurso Internacional de Vinagres Premios Vinavin celebrado cada año en Córdoba, España. El único vinagre latinoamericano reconocido entre los demás de origen europeo.

«La acidez de este vinagre se presenta equilibrada al momento de la degustación, hace al producto agradable y suave con todas las connotaciones presentes de la hierba», revela Inchaurraga quien, también sugiere las comidas para usarlo: ensaladas, para condimentar carnes y en la salsa criolla.

En cambio, «el varietal torrontés va más con el pescado ya que es un poco más fresco y más suave. También con el guacamole queda muy bien; en vez de limón se lo condimenta con el vinagre», suma.

«Son infinitas las aplicaciones, en Europa hay bombones de chocolate rellenos con vinagre de Cabernet Sauvignon, por ejemplo. Solo hay que tener un paladar abierto e ingenio a la hora de preparar», comparte Natalia.

Podés encontrar tu Alquería en Bröd (Chile 894, Ciudad), Bröd Bakery (Besares 833, Chacras de Coria), Terra Viva (Galería Piazza), Naoki Wine Garden (Espejo 529, Ciudad), Azafrán (Sarmiento 765, Ciudad), Las Viñas (Av. Las Heras 399, Ciudad) y en los restaurantes María Antonieta (Av. Belgrano 1069, Ciudad).

Alquería, Vinagres Varietales. Facebook: @alqueriavinagresvarietales e Instagram: @alqueriavinagres. E-mail: [email protected]

 

Fotos: Gentileza Balio S.A

 

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.