El escultor mendocino está preparando una original muestra llamada «Claro Oscuro»

Tachuela, el escultor de las piedras, está por inaugurar una muestra incógnita. Sin develarnos completamente sus secretos, sabemos que prepara una «obra pozo» sobre la que nos ha generado preguntas y expectativas. Además trabaja en Claro Oscuro, una muestra dentro de un enorme hangar de 300 mts 2 que le cedió la Bodega Estrella de los Andes, la bodega de Prímula, la cantina ferroviaria de Perdriel.

Aquí lo que veremos será algo intimista, al decir de Tachuela «espiritual». «Claro Oscuro –el nombre de la exposición– tiene aroma, color, impresiones del alma, es una muestra totalmente espiritual, para vivirla muy solito», anticipa el artista y revela que podremos ingresar de a seis u ocho personas, para evitar que este templo del arte se contamine de ruidos o barreras visuales.

Con la curaduría de Egar Murillo, Tachuela se entusiasma con esta novedosa modalidad y promete que su «obra pozo» será toda una experiencia.

En la inauguración, el 1 de abril, estarán presentes los artistas Celina Jure y Martín Mele quienes hace 25 años que residen en Alemania donde se formaron en la Academia Düsseldorf. Tachuela los ha invitado junto a la fotógrafa Francisca López y al maestro japonés Shinpei Takeda para trabajar durante el año en su taller dentro del hangar.

Artículos Relacionados