Abanico del siglo XIX. Papel pintado a mano y espigas de nácar y calado en metal.