La gerente de exportaciones de Escorihuela Gascón revela sus sitios elegidos para el día y la noche, para salir y para comer.

 

Celeste Pesce es ingeniera agrónoma y luego de estudiar buena parte de su carrera en la UNCuyo, completó sus estudios en la Universidad de Enología de Udine, en Italia. Tras formarse durante siete años en Bodega Catena Zapata pasó luego a ser parte de Escorihuela Gascón y recientemente finalizó un curso de Marketing Vitivinícola, en la Universidad de Davis, en California.

Su interés por la variedad de culturas la ha llevado a estudiar diversos idiomas a lo largo de su vida, como francés, italiano, portugués, chino e inglés. Forma parte de la comisión directiva del Club de Mujeres Profesionales del Vino en Mendoza y su trabajo le permite viajar por todo el mundo comunicando Mendoza y sus vinos.

Si tuvieras que celebrar tu cumpleaños puertas afuera, ¿cuál sería el lugar elegido?

Si elijo festejarlo de noche sería el Speakeasy de La Terracita: voy mucho por los cócteles y la selección de vinos. Me encanta la música que pasan y es un ambiente relajado y a la vez semiprivado, con muy buena comida.

¿Cuál es tu restaurante favorito para almorzar con amigas?

El Mercadito cubre todos los gustos y a la vez mis caprichos y los de mis amigas. Tienen una carta que no es larga pero sí variada, con platos a muy buen precio. Me encanta la ensalada con langostinos y los happy hour de Aperol. Tienen, además, varias versiones vegetarianas y veganas. Si es una salida en la semana, con poco tiempo, elegimos El Porvenir, donde las comidas son bien caseras y nunca fallan. O si nos juntamos por el centro, sobre calle Sarmiento, Santa y Pecador.

Y para una cena en pareja, ¿qué sitio recomendás?

Voy mucho a 1884 de Francis Mallmann. Al estar dentro de Escorihuela Gascón, donde trabajo, tengo la oportunidad de ir muy seguido y la verdad es que me siento como en casa. Sus empanadas de carne son de otro planeta, las entradas y los principales con materias primas de muy alta calidad, sin sobrecarga de los procesos de cocción pero combinadas a la perfección. Ni hablar de la variedad de panes. Francesco es otro restaurante que elijo para salir en pareja. Se siente el amor en las preparaciones, el servicio es excelente y el ambiente es súper tranquilo.

¿Un/a diseñador/a, un/a artista visual, una banda o solista?

Una diseñadora: Victoria Cucchi, de Capote. Me encanta su visión de moda sustentable, la revalorización de prendas usadas y el toque único del trabajo manual con tejidos y cueros.

Una artista visual: Me encanta lo que hace el trío Fedelrey, y que tres genios como Cris Delhez, Toti Reynaud y Gabriel Fernández se hayan reunido para aprender el uno del otro y para plasmar un balance tan bien logrado de las mejores técnicas de cada uno. Cuando los ves juntos además es notable cómo se divierten creando. Los resultados de sus obras son únicos.

Una banda o solista. En Mendoza hay muchos artistas excelentes: Cucchiarelli Trío para hundirse en el jazz, Usted Señálemelo si tengo ganas de escuchar rock, o lo que está haciendo Mariana Päraway, que fusiona pop y folk.

¿Una bodega para pasar el día y también la noche?

Casa de Uco. Si puedo escaparme un fin de semana, es la elegida. La paz de alejarse de la Ciudad hacia el Valle de Uco, el olor del spa presente en los pasillos del hotel y el restaurant con vista a la Cordillera. Para pasar el día al aire libre me encanta el ambiente y la energía de Bodega La Azul, donde uno se siente como en casa en un paisaje espectacular.

¿Un sitio de encuentro que te recuerde a tu infancia?

Capri. No hay como Capri: el mismo sabor de siempre, la calidad de la masa y la torre de queso de la pizza de mozzarella. Y por supuesto que en 30 segundos lo tenés servido.

¿Y si el plan es delivery?

Los lomos de LoJuan son lo más. Para mí los lomos a la parrilla con mayonesa casera no tienen competencia. Suelo pedir el lomo simple de carne, donde comen dos o tres personas.

 

Fotógrafo: Martín Orozco